' Violet & Finch ', ¿pueden dos mitades rotas reconstruirse?

viernes, 14 de abril de 2017


Título:  All the bright places | Violet y Finch
Autora: Jennifer Niven
Editorial: Planeta
Páginas: 396
Violet está rota. Finch está roto.
¿Pueden dos mitades rotas reconstruirse?
Esta es la historia de una chica que aprende a vivir, de un chico que pretende morir, de dos jóvenes que se encuentran y dejan de contar los días para empezar a vivirlos.





“Este es mi secreto: en cualquier momento saldré volando y huiré de aquí.”

¿Conocen esa sensación que nace en tu pecho cuando lees un libro tan bueno que al acabarlo solo puedes mirar la portada con una sonrisa melancólica y el corazón hecho pedazos? Eso es lo que me pasó con Violet y Finch (o All the bright places  su versión original).
La historia sigue a nuestros dos protagonistas, Violet, una chica popular, bonita, amistosa. Y Finch, un chico extraño, considerando Friky, bastante marginado.

Puede que en un comienzo no parezcan nada similares, pero hay algo que los une… ambos están rotos.
Luego de perder a su hermana en un trágico accidente, Violet se ha encerrado en su misma a tal punto que sus padres comienzan a creer que nunca verán a la antigua Violet de regreso. Eso es hasta que Violet conoce a Finch en un lugar un tanto… alto.
Convirtiéndose en compañeros de trabajo, Violet y Finch se embarcan a conocer los lugares más maravillosos de su condado, al tiempo que descubren que a veces, dos mitades rotas pueden reconstruirse mutuamente.
La prosa de la autora es honesta y especial, nos sumerge en las mentes de ambos personajes haciéndolos únicos, singulares, y dañados. Creo que esa es la mayor característica a resaltar del libro, el respeto de la autora hacia los personajes y sus vivencias, Violet es una chica destrozada por la culpa, y Finch por una patología que no quiere que lo condicione.
Theodore Finch y Violet Markey, quienes se conocen en un momento de oscuridad, nos enseñan este mundo que nos rodea y que a veces, nos negamos a ver, como las etiquetas sociales causan estragos, como los jóvenes nos sentimos destrozados por momentos y creemos que es el fin de todo, como las apariencias no lo son todo, y por sobre todo, nos enseñan que no puedes salvar a alguien que no quiere ser salvado, por mucho que lo quieras. 
“¿Y si la vida pudiera ser así? ¿Sólo las partes felices, no las horribles, ni siquiera medianamente agradables? ¿Y si pudiéramos recortar lo malo y conservar lo bueno?”

 Violet y Finch es la historia sobre los chicos perdidos que intentan desesperadamente encontrarse en una de las peores etapas, la adolescencia, porque seamos honestos, la adolescencia no es tanto como la pintan en las películas, es una etapa de decisiones, de desarrollo y de cambio, ese cambio nos asusta, y a veces, los adolescentes podemos ser bastante crueles si nos disponemos a ello.
La trama se divide en 3 grandes partes: Finch y Violet (una más lenta y quizás no tan pegadiza), Violet y Finch (que consigue atraparte en este viaje sin retorno a la desgarradora historia creada por Jennifer Niven) y Violet (donde la autora nos lleva a la desolación, dejando un claro mensaje: puedes creer que todo está perdido, pero hay maravillas en cada segundo, porque bajo el cielo solo hay cosas hermosas).
 Los personajes secundarios no son del todo relevantes para la historia, aunque algunos destacaron (mientras otros fueron más bien indiferentes).
En general, Violet y Finch nos presenta una historia desgarradora, honesta,  y fuera de lo usual, no estamos ante la clásica historia de amor, ni una clásica historia, estamos ante una realidad que intentamos no ver, como somos crueles sin darnos cuenta, como la sociedad busca etiquetarnos y tememos ser diferentes por esa crueldad, es una historia sobre la pérdida y sobre la amistad, sobre curar y repararse, pero sobre todo, es una historia sobre aceptar que a veces la gente se va, y no hay nada que pueda hacer para evitarse.

En resumen, «Violet y Finch» es una historia desgarradora, honesta, directa y que llega a nuestros corazones de formas que nunca podremos explicar en meras palabras.
Un libro que nos recuerda la perdida, lo dolorosa que es, y que a veces, otro puede ayudarte a sanar.
Este es mi secreto, Finch, supe que ibas a cambiarme la vida desde el momento en el que tomé el libro, y no puedo estar más contenta de haberlo hecho.




*Gracias a Planeta por el ejemplar*

2 comentarios:

  1. Hooola!

    Pues qué reseña más emotiva, me ha gustado muchísimo. Sin embargo, creo que no es el tipo de libros que quisiera leer por ahora. Igual y capaz cae más temprano que tarde y si pasa, espero me guste tanto como a ti.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Hola! Esta novela siempre me llamó bastante la atención, así que me animaré con su lectura en cuanto pueda. Estoy casi segura de que me gustará :)

    ResponderEliminar

Santa Template by Mery's Notebook © 2014